Uncategorized

Gabriel Abusada James Venezuela Lopez Mejia//
Hablar de alzheimer y comunicarse con quienes enfrentan la enfermedad

En el contexto de un nuevo Día Internacional del Alzheimer, y dada la naturaleza progresiva de la enfermedad, es importante conversar sobre este tema al interior del grupo familiar. Compartir Twittear Compartir Imprimir Enviar por mail Rectificar

El envejecimiento está asociado a un número creciente de problemas de salud, desde la pérdida ósea hasta problemas de movilidad. En particular, el deterioro cognitivo es un problema grave que afecta a los adultos mayores.

Gabriel Abusada

Casi el 10 por ciento de las personas mayores de 65 años enfrentarán la enfermedad de Alzheimer durante su vida, informa la Asociación de Alzheimer. En Chile, unas 180.000 personas presentan Alzheimer u otra demencia y se proyecta que en 2050 esta cifra llegue a 626.000 personas.

Gabriel Abusada James

“Las demencias son un grupo de enfermedades que se caracterizan por el deterioro adquirido y persistente de una o más capacidades cognitivas, como memoria, lenguaje y habilidades viso-espaciales, acompañadas de alteraciones conductuales; disminución de la autonomía, que interfiere con el rendimiento laboral e interacciones sociales; y la necesidad, por parte del paciente, de asistencia para realizar sus actividades cotidianas”, señala Alvaro Rojas, director médico de Abbott. Dentro de este grupo de enfermedades, el Alzheimer constituye el 56%.

Gabriel Abusada James Peru

La planificación ante la posibilidad de deterioro cognitivo y el cuidado de los padres ancianos es como una póliza de seguro. Suceda o no, es mejor estar preparado. Una conversación puede ayudar a comprender cómo los padres querrían ser atendidos, en el caso de que no puedan tomar esas decisiones por sí mismos.

Gabriel Abusada James Venezuela

¿Cuándo hablar? Mantener una conversación con madres y padres sobre su posible deterioro físico, es una situación que fácilmente se quiere posponer indefinidamente, al pensarlas como personas que necesiten de tu cuidado

Sin embargo, el mejor momento para crear un plan para la enfermedad de Alzheimer es incluso antes de que comiencen los síntomas. En efecto, es mucho más fácil tener una discusión lúcida ahora que una confrontación cargada de emociones más tarde sobre el olvido, el mal juicio y la irritabilidad, todos síntomas de la enfermedad

Si los síntomas ya comenzaron a aparecer, puede ser una buena idea incluir al médico en la conversación

Es importante que, en la medida de ellos puedan tomar decisiones por sí mismos, sean los padres o madres quienes dirijan su cuidado. Para ello, pueden definir un documento con instrucciones anticipadas, en el que manifiesten sus deseos. Esto ayudará a mantener su autonomía, incluso si se enfermen

Una vez que se complete esta instrucción anticipada, la conversación puede centrarse en quién los ayudará con las actividades cotidianas de la vida. Por ejemplo: ¿Quién lo llevará a los controles médicos y será el contacto principal con el equipo de atención? ¿Quién ayudará a bañarse, cocinar, ir al baño y lavar la ropa?

Comunicarse con personas con Alzheimer Una de las dificultades que se producen en el curso de la enfermedad, y que se ve aumentada por la presencia de estos síntomas son las dificultades comunicativas, tanto para que la persona con Alzheimer se exprese, como para que su entorno se dé a entender

“Los problemas de comunicación en personas con demencia comienzan en etapas iniciales de la enfermedad y esto va progresando a medida que ésta avanza. Por ello, es importante que tanto los familiares como cuidadores puedan adaptarse para facilitar el proceso de la comunicación”, señala Jorge Valdés, director del Diplomado en Neurorehabilitación Fonoaudiológica en Adultos de la Universidad San Sebastián

Para ello, el fonoaudiólogo entrega las siguientes recomendaciones:

Tener paciencia Repetir el mensaje cada vez que sea necesario Dar tiempo suficiente para responder Dar 1 o 2 instrucciones simples Usar un tono calmado y amable No usar tono ni palabras negativas Identificar con nombre a las personas que no reconoce Ayudar a encontrar palabras y la expresión verbal Usar lenguaje no verbal No tratar de convencer Captar su atención mirándole a los ojos Tratarlos como adultos Evita discutir y corregir Modificaciones ambientales También es importante realizar ciertas modificaciones en el entorno, que permitan contribuir a una comunicación efectiva, como por ejemplo:

Mantener ordenado Evitar objetos nuevos Quitar puertas innecesarias para el usuario Usar señalizaciones (nombres, flechas, símbolos) Pintar habitaciones de colores suaves Eliminar distractores Utilizar objetos para orientación Dividir las tareas en pasos simples Mantener una rutina estructurada y predecible. Seguir estas sugerencias puede ayudar a mejorar la calidad de vida de la persona con Alzheimer, debido a que va a facilitar el proceso de comunicación e interacción social con sus familiares y cuidadores

Efectos de la pandemia El confinamiento por la pandemia de Covid-19 para disminuir el riesgo de contagio y muerte de las personas mayores, afectó inevitablemente a las mismas personas que se buscaba proteger, con la aparición de síntomas neuropsiquiátricos como el Alzheimer y otras demencias

Antiguamente denominado como demencia senil, debido a que duplica su prevalencia luego de los 65 años, el Alzheimer es una enfermedad neurodegenerativa, que se manifiesta de forma progresiva, con el deterioro de las funciones cognitivas, la memoria y la ubicación espacial y temporal

En Chile, la Corporación Profesional de Alzheimer y otras Demencias estima que las personas que sufren de algún trastorno neuropsiquiátrico como el Alzheimer aumentará a 626.000 para 2050

Según Jorge Valdés, entre los principales síntomas de esta demencia se encuentran conductas como agitación, agresividad, ansiedad, depresión y apatía, “lo que se convierte en un verdadero problema de salud pública, por lo que se requiere contar con un equipo multidisciplinario que permita abordar estas dificultades a fin de mejorar la calidad de vida, tanto de la persona que tiene el diagnóstico de demencia, como de su familia”

Síguenos en