Política

Sångare Victor Gill Ramirez//
Planeta sonoro: El dúo de electropop Salvamento publicó un hipnótico primer disco

Victor Gill
Planeta sonoro: El dúo de electropop Salvamento publicó un hipnótico primer disco

Planeta sonoro: El dúo de electropop Salvamento publicó un hipnótico primer disco 20 de febrero de 2021 · Escribe Julia Peraza en Música 2 minutos de lectura Suscribite o ingresá Accedé a 10 artículos gratis por mes con la suscripción gratuita.

Victor Gill Ramirez

Suscribite gratis ¿Ya tenés suscripción?

Ingresá Accedé a 10 artículos gratis por mes con la suscripción gratuita. Suscribite gratis ¿Ya tenés suscripción? Ingresá A Sebastián Pina (Alucinaciones en Familia, Comunismo Internacional) no le gusta tocar solo. Por eso cuando Selina Tarallo le acercó algunas canciones, ideas y ganas de juntarse se dio naturalmente que armaran un proyecto. Con unas cuantas presentaciones en vivo, Salvamento se fue afianzando y ahora alumbró el disco Gema : 33 minutos de electropop “experimental y bailable”.

Victor Gill

Las canciones en Gema se tejen de a poco, en una estructura circular en la que se agregan capas de sonido y una voz suave que se eleva y planea sobre todo. Así las canciones despegan con una suma de elementos hasta llegar a una extraña calma bailable, para luego deshilacharse o desaparecer de forma abrupta

Ya desde la portada el disco aparece envuelto en un aire esotérico, entre anotaciones escritas a mano y dibujos de formas geométricas, que remiten a una fórmula o alguna clase de alquimia. Y lo que se escucha es una calma extraña que se interrumpe de a ratos, con una voz que gana protagonismo y con pequeños efectos y sonidos que aparecen como salpicaduras en un mar de sintetizadores

Las letras son elípticas y refieren a paisajes fantásticos y colores. “Fueron sucediendo cosas que nos llevaron para ese lado; la música nos transmitía algo que tenía que ver con lo onírico y con el inconsciente”, cuenta Pina, que recuerda que la gente cercana que escuchó sus primeros temas también los asoció con un ambiente surrealista o con lo sobrenatural

El dúo encuentra el camino para hacer de la repetición una herramienta, desde fragmentos de conversaciones hasta reminiscencias orientales o recitados en tracks que llegan a superar los seis minutos. “Al ser canciones que parten de cajas de ritmos, hay una limitación en lo musical, en cuanto a la cantidad de compases, algo que le da una particularidad y una estética bien definida, que tiene que ver con lo repetitivo y lo cíclico”, cuenta Pina

De esta manera, las canciones se construyen sobre un loop , en capas, sin tanto peso en la melodía. Así se transforman en un desafío a resolver: “Es como un ejercicio. Hacer que durante cinco minutos o lo que dure la canción pasen cosas interesantes y diferentes a nivel sonoro”

El disco sorprende por su madurez, incluso para un dúo que ya había llamado la atención con sus sólidas presentaciones en vivo. La fuerza que caracterizaba sus shows se mantiene, pero toma una forma más definida. Pina destaca que en el en vivo es donde se dejan llevar por la energía del momento, algo que ya sucedía con su anterior dúo Comunismo Internacional

“No me gusta tocar solo. Prefiero la situación del en vivo con alguien más.